Las cochinillas, ya sean harinosas, blancas o con cáscara, son una amenaza importante para la salud de sus plantas, ya que atacan el follaje y los tallos, impidiendo el crecimiento adecuado. Descubra estrategias para erradicar las cochinillas utilizando ingredientes naturales como el jabón de Marsella y el vinagre blanco.

Las cochinillas prosperan en condiciones cálidas y húmedas. La nebulización excesiva o la mala ventilación pueden aumentar el riesgo de infestación. Estas plagas son particularmente activas durante los meses más cálidos de primavera y verano.

Las cochinillas se alimentan de la savia de las plantas, debilitándolas y potencialmente provocando la aparición de hollín, un hongo negro causado por los excrementos azucarados que producen las cochinillas, que también atrae a las hormigas. Este moho inhibe la fotosíntesis, dañando aún más la planta.

A continuación se muestran algunos métodos eficaces para eliminar las cochinillas:

  1. Vinagre blanco y jabón negro : mezcle agua con una cucharadita de jabón negro líquido y vinagre blanco en una botella con atomizador. Aplicar esta mezcla en las zonas afectadas de la planta por la mañana y por la noche, evitando el mediodía para evitar quemaduras solares. Continúe diariamente hasta que desaparezcan las cochinillas. Esta solución también actúa contra pulgones y correhuelas.
  2. Jabón de Marsella : Combine una cucharada de jabón líquido de Marsella y una cucharada de jabón negro en medio litro de agua de lluvia blanda. Después de que el jabón se disuelva, agregue dos cucharadas de alcohol de 70°. Aplique esta solución directamente sobre las cochinillas con un cepillo, teniendo cuidado de no dañar plantas delicadas como las orquídeas. Esta mezcla deshidratará y eliminará las cochinillas sin dañar tus plantas. Alternativamente, el jabón para platos puede reemplazar los dos jabones para crear agua con jabón eficaz.
  3. Mezcla de alcohol y jabón negro : Prepare una mezcla de un litro de agua, una cucharadita de alcohol isopropílico, una cucharadita de jabón negro líquido y una cucharadita de aceite vegetal. Rocíe esto en las partes infestadas de su planta cada tres o cuatro días. Este brebaje también es eficaz contra las arañas rojas y los pulgones.

Ciertas plantas, particularmente las verdes de interior como las suculentas, las orquídeas y los árboles cítricos, son más susceptibles a las infestaciones de cochinillas.

Para prevenir ataques de cochinillas, exponga sus plantas a depredadores naturales como mariquitas y sírfidos colocándolas al aire libre en sombra parcial durante mayo.

Estos métodos proporcionan una sólida defensa contra las cochinillas, protegiendo tanto sus plantas de interior como de exterior de estas plagas destructivas.